¿Cómo hacer el arroz rojo al puro estilo mexicano?

¿Cómo hacer el arroz rojo al puro estilo mexicano?

Hacer arroz es un arte y no por ser compleja su elaboración… sino porque son esos toques distintivos lo que logra que un arroz se vea esponjoso y rico contra aquel que esta apelmazado y sabe a “rayos y centellas”.

Comencemos en saber cómo hacer arroz rojo sin complicaciones, de una forma sencilla y como todo un profesional.

Comencemos con el tipo de arroz a usar.

Recomiendo mucho el arroz basmati para esta receta sencilla de arroz rojo. El arroz basmati no solo tiene un ligero sabor a nuez, sino que los granos basmati son largos y delgados como otros arroces blancos, pero se cocinan más ligeros y esponjosos.

Los granos individuales permanecen distintos cuando se cocinan en lugar de pegarse, lo que significa que no hay más arroz blando.

Este grano también se calienta de forma hermosa debido a los granos distintivos para que el arroz permanezca igual de esponjoso el segundo día.

Una vez con el mejor arroz vamos ahora con los consejos y trucos para hacer el mejor arroz, tu ya tendrás los ingredientes y sus cantidades, aquí solo te daré esos consejos para que tu arroz quedé sensacional:

Enjuaga y escurre el arroz completamente. Esto es crucial para eliminar el almidón extra del arroz por lo que no se cocina pegajoso y pastoso. Para enjuagar, coloca el arroz en un tamiz de malla fina y enjuague bien el arroz con agua corriente fría hasta que el agua salga limpia.

Saltea el arroz hasta que esté tostado. Comenzamos salteando las cebollas troceadas con nuestro arroz por 3 minutos, luego agregas los jalapeños y salteamos hasta que el arroz esté tostado.

Tostar el arroz con las cebollas y los jalapeños no solo infunde sus sabores, sino que ayuda a desarrollar el maravilloso sabor a nuez.

Lo que es más importante, tostar el arroz ayuda a que los granos conserven algo de su textura después de cocinarlos.

Después de tostar tu arroz, no te preocupes porque el arroz no parece tostado de manera uniforme, solo estamos buscando algo de arroz tostado que indique que el sabor está desarrollado.

Agrega todos los ingredientes del arroz restantes. A continuación, agregamos caldo de pollo, salsa de tomate, tomates asados al fuego, chiles verdes picados y todos los condimentos.

El caldillo de tomate es el ingrediente secreto de este arroz a la mexicana y es lo que convierte el arroz en ese característico color naranja.

Hierve hasta que el agua se evapore. A continuación, lleva el contenido a ebullición, cúbrelo y reduce el fuego a bajo.

Cocina a fuego lento de 12 a 15 minutos, o hasta que el agua se haya evaporado y el arroz esté tierno, revuelve una vez a los 8 minutos y vuelva a colocar la tapa.

Una vez que se ha evaporado el agua, el arroz todavía puede parecer “húmedo”, pero esto se solucionará solo cuando volvamos a colocar la tapa y lo dejas reposar durante 10 minutos.

{FUENTES: YouTube, KiwiLimón y Milenio  }

{Si te interesa este tema entra a KiwiLimón }

Si el líquido se evapora antes de que el arroz esté listo, agrega solo un poco de líquido, teniendo en cuenta que el arroz continuará calentándose durante 10 minutos una vez que se elimine del fuego, por lo que no necesita cocinarse al 100% una vez que se haya eliminado el líquido.

Si el arroz todavía está mojado, no te preocupes, continuará absorbiendo los 10 minutos mientras está humeando. Cuando retires la tapa después de 10 minutos, puedes dejar que el arroz repose entre 5 y 10 minutos más para que se seque.

 

Show Buttons
Hide Buttons